Pilar Sordo, Mujeres de Hoy

CRÓNICA / Los movimientos como “Me too” o “Ni una menos” abrieron la puerta a una discusión que no tenía lugar. Las corrientes feministas se visibilizaron, tomaron las calles, los medios y los debates públicos.