All posts by pilarsordo On Line

el-desafio-sld

El Desafío de Ser Feliz, Noviembre

FechaHoraCiudadPaísLugar
15 Noviembre20:00Ciudad de MinasUruguayTeatro Lavallejas Minas
6 Noviembre20:30Río GallegosArgentinaAtlético Boxing Club
7 Noviembre20:00El CalafateArgentinaHotel Posada Los Álamos
8 Noviembre20:30UshuaiaArgentinalas Hayas Ushuaia Resort
9 Noviembre19:30Río GrandeArgentinaRío Grande (Tierra del Fuego)
11 Noviembre20:30MercedesUruguayTeatro 28 de MayoObtener Entradas
12 Noviembre20:30TacuarembóUruguayClub Tacuarembó
13 Noviembre20:30Treinta y TresUruguayCine Teatro Treinta y Tres
14 Noviembre20:30San carlosUruguaySan Carlos
estoy-cansada

Estoy cansada (o)

Esta debe ser una de las frases que más escuchamos todos los días y quizás es la que más decimos cuando nos encontramos con alguien.

Pero lo que los quiero invitar a reflexionar es que decimos, cuando decimos “ estoy cansada(o). O mejor dicho la pregunta que debiéramos hacernos es ¿ que es lo que nos cansa?.

Cuando he realizado esa pregunta , después de un momento de reflexión , empiezan a aparecer situaciones que sorprenden incluso al que fue preguntado.

Aparece por ejemplo que el trabajo no me cansa, si el metro o la micro. Que mis hijos e hijas tampoco pero si me cansa no tener tiempo para mi.

Lo que quiero decir con esta invitación es que estamos llenas de frases hechas que en lo profundo no significan lo que decimos.

A veces incluso ni siquiera estamos cansados, pero estamos tan acostumbrados a decirlo que terminamos sintiéndonos así; es como la profecía autocumplida en el entendimiento de que las palabras generan realidades y qué hay que tener cuidado con ellas.

Quizás lo que más saben nuestros hijos e hijas de nosotros como papás y mamás es que estamos cansados y rápidamente ellos y ellas empiezan a repetirlo y usan esa palabra incluso para reemplazar otras como tengo pena, estoy aburrida, me siento angustiada y como nos damos poco permiso para mostrar esas partes de nosotros , decimos como si fuera una bolsa de gatos , estoy cansada para resumir un montón de emociones que no sabemos modificar .

Estamos en el último trimestre del año y hoy más que nunca se válida esa palabra, y con esto no estoy diciendo que no nos permitamos decirla y mucho menos a sentirla pero lo que pido en esta reflexión a que por lo menos sepamos lo que estamos diciendo y podamos meternos dentro de nosotros y sepamos cómo nos sentimos y sea eso lo que decimos y no otra cosa.

Es tanta la dificultad que en el mundo hispano tenemos para entender que la fortaleza pasa por la vulnerabilidad, que buscamos como palabras tipo que nos permitan seguir funcionando todo el tiempo.

Otro ejemplo es cuando decimos “estoy bien” como una respuesta automática sin tener idea de cómo estamos realmente.

Es muy probable que si aumentáramos la cantidad de preguntas diarias a nuestro mundo interno sería más fácil ser honestos y usar las palabras que sentimos y no aquellas que estamos pautados para decir y así seguir funcionando, sintiéndonos validados por todos y sin mucho espacio para el mundo interno.

Quiero desde el corazón invitarles a que se pregunten ¿ estoy cansada en serio?, o lo que siento como cansancio es otra cosa que no he logrado descubrir o lo que es más grave aún es que ni siquiera me sienta tan cansada pero este acostumbrada a decirlo todos los días como una respuesta automática.

Lo que sea que te canse , intenta solucionarlo y cambiemos el lenguaje para que cambien las realidades.

Hasta el próximo mes.