Portada » Prensa » Pilar Sordo desembarcará en Buenos Aires con exitoso libro sobre el dolor

Pilar Sordo desembarcará en Buenos Aires con exitoso libro sobre el dolor

“Nunca he pretendido ser superventas. No fue fácil pararme como psicóloga, trabajando con el Coco Legrand. Ahí me destruyeron, porque me había «vendido al sistema»”, comenta Pilar Sordo, quien acaba de lanzar “Bienvenido, dolor”, su quinta obra.

Ya está confirmada como invitada internacional de la Feria del Libro de Buenos Aires, que se realizará entre el 19 de abril y el 7 de mayo. Ahí aprovechará de presentar su nuevo trabajo ante el exigente público transandino.

En 183 páginas, la reconocida terapeuta encara al sufrimiento, haciendo hincapié en las cicatrices personales, sin abandonar la búsqueda de la felicidad: “En la medida en que los seres humanos nos atrevamos a agarrar el dolor y no hacernos los imbéciles, los procesos de aprendizaje se producen más profundamente. Concentrarse en el duelo es una estupidez, porque uno se queda pegado y no evoluciona. Uno no puede arrancar de los dolores. Hay que tomarlos como parte de la vida”.

Para adentrarse en el universo de los duelos, Pilar tuvo que revisar su historial íntimo, marcado por una situación en particular: la muerte de su pareja, en 2008. Hasta somatizó la pérdida: “Quedé pelada. Después, hubo un período en que reapareció mi psoriasis. Con las angustias no comía. No tuve problemas de sueño ni de concentración, pero el llato, a veces, era incontrolable”.

—¿Chile ha aprendido del dolor, después de todos los remezones que ha sufrido?
—No hemos aprendido nada, y ya debiéramos haber aprendido del dolor. Me impresiona la mala memoria que tenemos los chilenos. Nos han pasado muchas cosas y hemos adquirido un efecto rebote, que es que siempre nos paramos. Eso nos ha dado cierta soberbia. Acá hay poca conciencia de fragilidad que debiéramos adquirir. Bueno, el día que cambie esto voy a quedar cesante (se ríe).

—Acá se te crítica por ser una psicóloga con libros best sellers. ¿Te sientes dañada por quienes no te apoyan?
—El conocimiento no ocupa espacio. Así como se necesitan, psicólogos que hablen en difícil, también se necesitan psicólogos que sean capaces de acercarse a la gente. No me interesa aparecer en un abstract de psicología ni ser considerada eminencia. Otros países han sabido reconocer que, desde la simpleza y el sentido del humor, también se puede aportar al corazón de la gente. No soy un billete de 100 dólares, no le puedo caer bien a todo el mundo. Sí me importa que haya gente que sienta que soy un aporte.

La Segunda